Amigos en Acción

En Hombre Nuevo vivimos la amistad día a día, paso a paso, experiencia tras experiencia. Dando, recibiendo, aprendiendo. El 20 de julio es especial, pero todos los días celebramos la amistad.

Hombre Nuevo nació como una red de voluntarios amigos que trata de dar respuestas a las necesidades de los más pobres entre los pobres. Personas en estado de calle con dificultades extremas, a partir del Comedor San José.  Con el paso del tiempo, la Asociación Civil creció en cantidad de gente, responsabilidades y obras. Hoy son cinco, las primeras son Peregrinos y Hogar El Buen Samaritano y se sumaron: Promoción Humana, el Instituto Juan Pablo II y el  Club Juan Pablo II.

En ese sentido, cada obra vive la amistad de un modo distinto por lo que tratamos de compartir las experiencias de cada uno,

Los “Peregrinos”, salen cada día a recorrer las calles de Córdoba llevando comida, contención, escucha y ofreciendo las soluciones  que pueden a los que viven fuera de toda posibilidad de recibir ayuda, específicamente adultos mayores (ancianos) Los más enfermos, los que no se pueden desplazar a un comedor, los más desamparados.

Carlos Schröder y Mirta Silva, compartieron con nosotros sus vivencias y resaltaron a esos “amigos” a los que “pensé que los iba a ayudar y finalmente me ayudan mucho más a mí”, indica Carlos, que se sumó a Peregrinos en 2009.

Un tiempo antes, Carlos había hablado con su amigo Pierre Hick, al que considera la espina dorsal de “Pereginos”, sobre la posibilidad de sumarse como voluntario. “Él fue el que siempre se mantuvo en el tiempo, el que nunca le saco el cuerpo a esto de ir a la calle y dar apoyo a los más necesitados”, destaca Carlos sobre Pierre, quien lo ayudó en los primeros pasos.

Por su parte,  Mirta comenzó colaborando en Radio María y más allá de que “siempre me interesó la posibilidad de sumarme, busqué distintas posibilidades hasta que me invitaron de Hombre Nuevo y comencé. Fue en 2013 en un día de lluvia, y la verdad es que todo surgió naturalmente”, señala Mirta, y agrega: “Yo tenía alguna desconfianza, y como muchos no los visibilizaba. Sin embargo, llegamos a un lugar donde me sorprendí por la cantidad de gente, me saludaron amablemente, y comencé a dar mis primeros pasos”.

Carlos, por su parte, trata de mostrar los matices entre las amistades que siempre lo acompañaron con estas que comenzó a construir como “Peregrino”. “Es distinto, son personas con un desprendimiento y amor enormes, muchas veces uno les lleva comida y prefieren cederla a otro que está peor que ellos. Tienen un sentimiento muy especial”, indica y junto a Mirta se miran y comentan cuando alguno de esos amigos los dejó para siempre y la impotencia se marca en sus rostros.

Hoy son cuatro los voluntarios de la Obra y esperan que sumen nuevos amigos para acompañarlos en la tarea. Por ahora, las diferencias futbolísticas de la “millonaria” y el “Pirata” quedan en segundo plano.

Promoción Humana

Zara Lamburg de Sabini y Raquel Gazzano, viven la amistad de otro modo. Ellas son, junto a Graciela Mendoza, las “Tres Mosqueteras” de Promoción Humana, una Obra de Hombre Nuevo que trata de ser un puente entre las necesidades de la gente y el ofrecimiento de otras personas e instituciones.

La amistad las une de un modo particular “Somos amigas y hermanas en el evangelio” señala Zara, quien está desde los comienzos de la obra y con ojos esperanzados dice: “Dios nos ha llamado y nos hace saber que somos sus amigas, al darnos esta oportunidad de colaborar con su Obra”.

Raquel, reconoce que: “muchos años estuve dormida, hasta que tomé conciencia de las personas excluidas” y resalta “hay que despertar, estamos como en un burbuja y no vemos que pasa a nuestro lado, hay que entregarse más”.

La labor de Promoción Humana, incluye recibir los pedidos que llegan a Radio María y Hombre Nuevo y tratar de resolverlos. Desde remedios, ropa, alimentos, trabajo, aparatos, herramientas. Es decir todo tipo de ofrecimientos buscan conectarlo con una necesidad, y a toda necesidad se le trata de ofrecer una solución.

“Hubo casos de personas que se les incendió la casa y lo perdieron todo. Así que en ese caso buscamos, ropas, colchones, enceres; los ponemos en bolsas y los dejamos en la puerta de la radio para que los pasen a buscar”, indican a dúo.

Las “Tres Mosqueteras” están todos los lunes de 13,30 a 16,30, organizando los pedidos y los ofrecimientos.